Logo de Negocios Inteligentes
Síguenos
empty

Deja de hacer trabajo que aporta poco

Deja de hacer trabajo que aporta poco
5 julio, 2019

Por mucho que digas que en la tuya no pasa, en todos los negocios hay actividades que “no valen tanto la pena”. Aquí te decimos cómo dejar de hacer trabajo que aporta poco.

Para que un negocio tenga éxito, tiene que saber aprovechar el recurso más importante: tiempo. En términos prácticos, esto significa identificar las actividades que toman mucho tiempo y dan pequeños resultados; las que no hacen lo suficiente para acercar al negocio a las metas que se ha propuesto. ¿Qué podemos hacer para ser más productivos? ¿Cómo darnos cuenta cuando estamos aportando poco?

¿Cuál es el trabajo que aporta poco?

La rutina

Ya sabes de qué estamos hablando; todo lo que no es necesario, pero que el hábito convirtió en una realidad de la oficina. Todas las juntas que no llegan a nada y donde no dices ni una palabra, documentos de trabajo que bien podrían ser cinco cuartillas y no 35, reportes que nadie lee, entre otros. Todo esto consume tiempo que podría aprovecharse en áreas necesarias para seguir creciendo, así que identifica la rutina que no aporta y vuelve a enfocar esos recursos.

Las tareas que no necesitan supervisión

No siempre se trata de cosas anodinas como las juntas. A veces se trata de actividades necesarias, pero que requieren poca atención y que una sola persona puede hacer, pero los jefes y supervisores terminan entorpeciendo el proceso con revisiones periódicas. Lo mismo: esto quita tiempo.

Pregúntate qué es lo menos importante

La idea es simple: pregunta qué se puede dejar de lado para tener más tiempo. Dentro de la oficina, pregunta a colegas, jefes o empleados qué actividades pueden olvidar y seguir entregando los mismos o mejores resultados. Por ejemplo, ¿puedes eliminar esas juntas diarias de una hora?, ¿puedes dejar de escribir reportes semanales y escribir uno corto al mes?

Puedes hacer lo mismo con los clientes del negocio. Pregúntales qué parte de tu servicio o producto perciben como un extra. Tal vez ellos solo necesitan la mitad de lo que estás ofreciendo, o estás poniendo demasiada atención en pequeños detalles que no notan.

Automatiza lo más que puedas y elimina el trabajo que aporta poco

Por suerte, vivimos en el futuro. Esto significa que todas las funciones de poco valor y que no aportan pueden ser automatizadas y tu personal dejará de perder horas en ellas. Por ejemplo, arreglar los formatos de documentos y presentaciones, mandar mails de marketing, crear horarios, entre muchos otros. Hay aplicaciones disponibles para todas estas actividades. Y si no hay, ya tienes algo nuevo que inventar y que sí aporta a tu negocio.

 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

¿Qué es el principio de Pareto y cómo se usa en los negocios?


Suscríbete a El Fiscoanalista (novedades y jurisprudencias en materia fiscal y laboral), a la Agenda Inteligente (las noticias de negocios más relevantes).



Recibe GRATIS las noticias relevantes de negocios y empresas

5 julio, 2019
¿Qué opinas?
Te puede interesar

Renovación, el gran desafío para la gestión del talento

Sector financiero pierde 700 mmdd al año por no entender a las mujeres [Agenda Inteligente]

Los Lego ya no serán de plástico [Agenda Inteligente]

Mujeres en Japón exigen su derecho de usar lentes en el trabajo

Mujeres en Japón exigen su derecho a usar lentes en el trabajo