Logo de Negocios Inteligentes
Síguenos

Si los millennials quisieran tener hijos, ¿podrían pagar las colegiaturas?

millenials, yolo, colegiaturas, hijo, familia, escuelas, educación, inflación, negocios inteligentes
24 agosto, 2018

Tenemos motivos para pensar que los hijos de los millennials van a estudiar en escuelas públicas…


Internet está lleno de videos, memes y artículos que explican cómo los millennials están acabando con el mundo, y uno que otro que los defiende. (Por si naciste ayer y no sabes qué es un millennial, es cualquier persona nacida en el mundo industrializado más o menos entre 1982 y 1995.) Entre los que defienden, existe la postura de que fueron generaciones anteriores las que arruinaron todo; por ejemplo, es difícil culpar de la inflación de precios en México a los millennials.

Aunque esa inflación es global e influye en casi todo lo que consumimos, tal vez uno de sus efectos más importantes sea en el precio de la educación. Especialistas de diferentes bancos pronosticaron que en el 2017 las colegiaturas aumentarían en promedio entre 5 y 6%, y ahora, con el regreso a clases, nos damos cuenta de que tristemente tenían razón. Este año las colegiaturas serán las más altas en 10 años. En este contexto, ¿qué puede esperar una nueva familia de millennials?

El millennial al que le vaya bien económicamente, es bastante raro

En general, a los millennials en México no les va bien. Por ejemplo, sólo 4 de cada 100 gana más de 12 mil pesos al mes; de hecho, según la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo, de los casi dos millones de personas desempleadas en nuestro país, poco más de la mitad (51%) son millennials, y la mayoría de los que sí trabajan lo hacen en el sector informal. Según datos del INEGI, una décima parte (11%) no supera los 2 mil pesos mensuales, tres de cada diez (29%) ganan entre 2 mil y 4 mil pesos y una quinta parte (23%), de 4 mil a 7 mil. Por mucho que leas que algunas empresas prefieren contratarlos por 100 mil pesos al mes, los que logran eso es una cantidad tan pequeña que no tiene relación con la experiencia de la gran mayoría.

Lo que cuesta la educación en México

Los padres gastan, en promedio, 5 mil pesos en el regreso a clases. De entrada, eso ya es lo que casi la mayoría de millennials gana en un mes y lo que algunos ganan en dos meses.

Cada vez más niños van a primarias privadas en México. Los precios de estas escuelas en la CDMX van de lo más bajo, 7 mil pesos, hasta 40 mil anuales o más. Si tu hijo no se va a salir de estudiar en la primaria, son seis años de estos precios, que irán subiendo con la inflación. Si después le sumamos los precios de las secundarias y preparatorias (desde 30 mil hasta 132 mil anuales), estamos hablando de inversiones de más de 300 mil pesos, con las colegiaturas más baratas.

En promedio, el costo de una carrera universitaria en una universidad privada es de 125 mil pesos a 930 mil pesos. Si tomamos el costo más bajo, al mes cuesta $10,400. Solo hay que recordar que, según el INEGI, 63% de los millennials no ganan más de 7 mil pesos. Y otra noticia que te va a caer como anillo al dedo, los precios van a seguir aumentando, exageradamente, durante las próximas décadas.

Ni siquiera las deducciones en colegiatura les ayudan

Con problemas y costos así, los padres deberían buscar cualquier forma de ahorrarse algo de dinero. Por suerte, existe la deducción de gastos de colegiatura.; son aplicables si el gasto fue hecho para ti o para un familiar cercano que dependa económicamente de ti. Puedes deducir la colegiatura de tu cónyuge, concubino, padres, hijos o nietos, siempre que no hayan tenido ingresos superiores a los 27 mil pesos durante el ejercicio 2017 y debe pagarse a una escuela privada autorizada por el SAT. Si tienes la duda, te recomendamos consultar la lista de escuelas autorizadas. 

Todo esto suena a una pequeña ayudadita, pero si le rascamos un poco vemos que no es la gran cosa. Según el Centro de Investigación Económica y Presupuestaria, este estímulo fiscal solo ha beneficiado a las familias más ricas desde que se implementó hace siete años. Para poder deducir, el jefe de familia debe ser parte de la economía formal y su hijo no debe tener una beca. De entrada, eso ya dejó fuera a todos los millennials informales (la mayoría). Actualmente, de los 2.4 millones de estudiantes que pueden obtener esta deducción, 54% son de los hogares con los ingresos más altos del país, y solo 1.6% de los más pobres.


Recibe en tu correo las noticias de negocios que sí te interesan y suscríbete a la Agenda Inteligente. Para las novedades en materia fiscal, haz lo mismo con El Fiscoanalista.

24 agosto, 2018
¿Qué opinas?
Te puede interesar
Hombre tomando una decisión

Cómo establecer metas claras: aprovecha el método SMART

ciudad conectada

Slim dará wifi gratis en la CDMX, por medio de 13,000 postes urbanos

El misterioso caso de ProMéxico: desapareció pero sigue contratando

Cómo Liverpool busca más ingresos con clientes de Suburbia, empresa que adquirió en 2016